96 570 01 01 - Plaza de la Constitucion, 1 03160 Almoradi ayuntamiento@almoradi.es


 La prevención de la infestación de mosquito tigre con la llegada del calor y el aumento de las temperaturas es el objetivo del Ayuntamiento de Almoradí, puesto que es en este periodo cuando alcanza su mayor eclosión. Es por ello que la Concejalía de Sanidad junto a la firma Afridés, adjudicataria del servicio de prevención y control de plagas, y ha iniciado los trabajos de tratamiento y gestión de vigilancia del mosquito tigre en el municipio, a través de diversas actuaciones en el centro urbano y lugares de riesgo con agua estancada como imbornales de lluvia, acequias y azarbes.

Los trabajos de prevención se inician el lunes 20 de mayo y alcanzarán a todo el municipio durante al menos dos semanas. Las tareas se centran en el sistema recolector de aguas pluviales de las calles Menéndez Pidal, Maestro Manuel Serrano, calle Pelayo y la avenida Doctor Marañón, al igual que en los espacios húmedos del municipio. Otras zonas como el quiosco de El Bañet, la escuela de música de la calle Torrevieja, o piscinas en desuso en la calle Zamora y el pabellón Venancio Costa también serán revisadas tras las alertas vecinales por la presencia de mosquito tigre.

El tratamiento consiste en atacar al insecto en su fase larvaria y justo antes de su completo desarrollo, ya que el mosquito adulto es más difícil de controlar dentro de las zonas urbanas habitadas, y conseguir de este modo que disminuya su población. El producto utilizado es siempre de carácter biológico e inocuo tanto para el medio ambiente como para el ser humano. Solo en circunstancias excepcionales en caso de encontrar ejemplares adultos se usan otro tipo de biocidas de bajo impacto ambiental.

Almudena Albentosa, edil encargada del área, ha destacado que “desde la Concejalía de Sanidad tenemos muy claro que el bienestar de los almoradidenses es nuestra principal prioridad, y es por eso que creemos muy importante que estas actuaciones se lleven a cabo cuanto antes”. Asímismo, la concejala también se ha referido a la necesidad de colaboración de la población, “haciendo un llamamiento a todos los vecinos para que eviten la acumulación de agua estancada en piscinas, terrazas, aires acondicionados o macetas”, ha añadido.

El mosquito tigre (Aedes albopicus) es una de las plagas más comunes durante los meses de verano, aunque en la Comunidad Valenciana se encuentra activo durante todo el año. Con la llegada del calor y el buen tiempo aumenta el número de picaduras ante una mayor exposición de la piel, lo que puede llegar a producir molestias y reacciones cutáneas. Además, son los responsables de la transmisión de los agentes patógenos de enfermedades graves como el Zika, dengue o el chikungunya.

Share This